martes, 29 de mayo de 2007

The Librarians

Uoooo, Esther! A Austràlia estrenaran d'aquí poc la sèrie The Librarians. Una sèrie meitat culebrot on s'explicaran tots els rotllets que s'esdevenen a la biblio, entre els propis treballadors i els usuaris. Per cert, algú sap si això ens ho deixen fer? A veure si el nostre codi deontològic ens limitarà les relacions afectives amb els usuaris... Només cal veure el petit avançament que ens donen: la protagonista és la cap de la biblioteca que és una catòlica reprimida que no pot haver als seus caps que són asiàtics i gays. A sobre la pobre haurà d'aguantar a una amiga de la infància que aconsegueix feina com a responsable de la secció infantil, però és una addicta a les drogues i fa "trapicheos". Pobres nens! Lo dicho: Uoooo, Esther, no ens la podem perdre!

9 comentarios:

tito Juan dijo...

Mi comentario no viene al caso, pero debo incumbrarte de alagos -nuevamente- por tu blog. Me parece tan todo interesante lo que añades... Sobretodo las recetas!!!
Continúa.

LittleGrassHopper dijo...

Ay Juan qué zalamero te has vuelto desde que resides en tierras granaínas! Muchas gracias. Me siento muy halagada por tener un lector de tu nivel. Y no me digas que eres de los hombres que cocinan... se te rifarán en Graná, no?

Cristina López dijo...

Bueno, bueno...yo ya me he hecho con un arsenal de palomitas y chuches a la espera de que echen la serie por aquí...

tito Juan dijo...

No son simples halagos, sino certera admiración. A lo cual no estoy demasiado acostumbrado...o sea, que aprovéchalos.
Y sí, soy de aquellos hombres que cocinan tanto para -intentar- seducir como para sobrevivir -principalmente-, ja,ja,ja. Aunque más que cocina yo la denominaría "alquímia casolana", y mis invitados "conejillos de indias". Soy el Nicolás Flamel de los fogones.
Un beso.

bravecoast dijo...

ya os imagino a vosotras dos llamando putas a cualquier tia que este buena en la serie
me recuerda el cor de la ciutat jaja

lo traduzco (mas mal que bien)

The Librarians

Uoooo, Esther! En Austrália estrenarán de aqui a poco la serie The Librarians. Una serie mitad telenovela donde se explicarán todos los rollitos que se producen a la biblio, entre los própios trabajadores y los usuarios. Por cierto, alguien sabe si esto nos lo dejan hacer? A ver si nuestro código deontológico nos limitará las relaciones afectivas con los usuarios... Solo es necesario ver el pqueño avance que nos dan: la protagonista es la jefa de la biblioteca que es una católica reprimida que no puede estar con sus jefes que son asiáticos y gays. Encima la pobre tendrá que aguantar a una amiga de la infáncia que conseguirá trabajo como responsable de la sección infantil, pero que es una adicta a las drogas y hace "trapicheos" (negocios). Pobres niños! lo dicho: Uoooo, Esther, no nos la podemos perder!

tito Juan dijo...

Bah!! la trama no trata nada nuevo... Suso lleva años contándome cosas parecidas en sus multiples trabajos de bibliotecario prostituido. Tiranizado por sus superiores. El pobre está hecho todo un promíscuo laboral.
Mierda de biblioteca pública.

Saludos.

Norton dijo...

La serie que estavem esperant tant de temps finalment entre nosaltres!

Segur que hi haura alguna bibliotecaria que fa un año perro per veure-la, o inclus dins la propia serie segur que n'hi ha alguna de molt perra!!!

Vaya serión!

Norton

Suso dijo...

Buenas a todos, vamos a ver:
Es ciert,o Juan está hecho todo uno "amo de casa" o "ama de casa" ya que ultimamente le mola que se refieran a su persona en forma femenina. Como siga así acabará emulando a Ed Wood y terminará sus días rodando su versión particular de "Glen or Glenda", sería algo así como: "John or Joan", ¡ay dios mio!, que cosas tiene el destino.
Lo de la serie suena bien,alguno de nosotros se verá reconocido en algún personaje eso seguro o bien reconoceremos a algún elemento con el que nos hemos topado en nuestro ya amplio periplo documental. Eso si, la proporción de tios que están mal de la cabeza, es mas amplia en la biblioteca pública que en ningún otro lado, pero con diferencia ehhh :D

esther dijo...

yo lo tengo claro: hay que conseguirla como sea y después hacer nuestra versión con una cámara casera para reirnos un rato.
qué bueno sería hacer de jefa mala acosando a un pobre becario bollycao, ummmmmm...