domingo, 16 de noviembre de 2008

Muerte por caída desafortunada

En el instituto tuvo un muy buen profesor de literatura española, de aquellos que te marcan. Un día, mientras hacíamos un ejercicio conjunto de clase, me dijo que mi mala suerte con los accidentes era surrealista. En ese momento yo parecía el Jorobado de Notre Dame porque en mi ojo derecho era igual que el de Quasimodo, gracias a un golpe horrible que me di contra un cajón. Una protuberancia me sobresalía del hueso de la ceja y tenía todo el ojo morado (la paleta de colores que mostraba iba variando al paso de los días) y prácticamente cerrado.

A los pocos meses, mientras subía por las escaleras de acceso a la calle de la estación de metro de Navas, me caí hacia delante. Esa caída me produjo mi quinto esguince en el tobillo izquierdo. Vendaje tensor y muletas fueron mi realidad las siguientes tres semanas.
Tres semanas en las que leeríamos y analizaríamos La Celestina de Fernando Rojas. Mi profesor, muy coherentemente con su opinión respecto a mis accidentes, creyó necesario que yo redactara un trabajo sobre el simbolismo de las caídas en esa obra.

Ahora regreso a esa lectura, donde los pecados se pegaban con caídas mortales (ay, pobre Calisto) aunque quizá tendrían que haber pensado que el empedrado de la época tampoco debía ser muy bueno para conservar el equilibrio, porque quizá el domingo pasado yo debí cometer un gran pecado cuando el karma me castigó dejándome el tobillo y parte de los ligamentos en la acera. Caída estúpida, desafortunada, que me mantiene en casa inmovilizada y desquiciada por la baja laboral de dos semanas como mínimo. El gato está cansado de mí y yo de mi casa, tengo ganas de salir a la calle y que me dé el aire. Así que me entretengo leyendo y tejiendo, sin descanso, dedicándole las bufandas y gorros resultantes a mi profesor Pepe Farreras. ¡Va por usted!

10 comentarios:

oriol dijo...

ànims que ja falta poc...

bravecoast dijo...

me imagino al chatran pensando 'umm... que hace esta tia todo el dia en mi casa, ¡a ver si se larga para que pueda hacer maldades!'

Iris dijo...

Pues sí, está bastante agobiadito y dice que si tengo yo todo el día el portátil él no se puede conectar al Skype para hablar con sus amigas de Gatas.com :P

Cristina dijo...

Vaya mala pata, y desde luego nunca mejor dicho. Cuidate a ver si te recuperas pronto.

Anónimo dijo...

yo tengo (salvando las distancias) al Señor Olaf y Al Sr. Noir (alias Draculín)resfriados....total que me paso la noche entre toses, estornudos, lagrimeos, mocos sorbidos, etc...y lo peor:tengo restos de jarabe rosa por toda la casa...
Espero que te recuperes pronto, y sobre todo BIEN.
Besos bruja!!!!

Hada de los tiempos dijo...

¡¡¡Hola!!! Soy el Hada de los tiempos. Estoy buscando escritores de cuentos de hadas (especialmente del siglo XX y XXI). ¿Conoces alguno? ¿Me ayudarías a incluirlos en el Bosque Antiguo? ¡¡¡Gracias!!!

loscuentosdehadas.blogspot.com

Iris dijo...

Gracias a todos por vuestros ánimos, hoy he empezado a apoyar el pie y no me ha gustado nada porque duele (?!), pero bueno, es lo que toca.

Hada de los tiempos, aunque me he quedado un poco acojonada con que una hada me deje un mensaje, haré memoria y te pasaré un par de cuentos que se me ocurren...

joan dijo...

Mític Pepe!!! buah quins records! :)

Juan Pedro dijo...

Espero que te estés recuperando bien. Te mando buenas vibraciones. Un saludo.

Iris dijo...

Gracias a todos por vuestros buenos deseos, de momento me quedan diez días aún de reposo, pero estoy teniendo divertimentos que ya os explicaré...