martes, 10 de febrero de 2009

El señor Pip, de Lloyd Jones

Si la Matilda de Roald Dahl se convirtió y se ha mantenido en un símbolo del poder de la lectura, esta Matilda que construye Lloyd Jones para su novela El señor Pip es un nuevo referente lector.

Nuestra protagonista vive en Bouganville, una apartada isla del Pacífico asolada por una guerra civil, en un poblado costero donde el único hombre blanco que queda se decide a reabrir la escuela. Como no es maestro se le ocurre impartir clase siguiendo un curioso método: leyendo cada día fragmentos de la novela Grandes esperanzas de Charles Dickens. Alternando la lectura del libro al Sr. Watts (que así se llama el maestro) se le ocurre que los padres de los alumnos podrían ir a la escuela y dar consejos a los niños sobre todo aquello que crean necesario en la vida.

Las aventuras de Pip en Grandes esperanzas cautiva a los niños, en especial a Matilda que vive fascinada por el personaje, cavilando sobre sus desventuras, cuestionándose sus actos, llegando a un punto en el que la línea entre realidad y ficción parece desdibujarse.
Su madre, que no está muy de acuerdo con esta línea pedagógica, se huele que su hija la ha perdido como referente adulto, que ya no es ella únicamente su referente adulto y se enfrenta directamente al Sr. Watts reprochándole el abandono de las enseñanzas de los textos bíblicos, la moral y la fe.
La tragedia caerá sobre el poblado cuando unos guerrilleros confundan a Pip con una persona real, con un rebelde que los lugareños esconden.

El señor Pip es una historia que me ha conmovido profundamente, que habla del poder de la lectura como creador de un mundo paralelo, ajeno, al que podemos ir a refugiarnos cuando el propio es frío, cruel o áspero. Como llegar a casa después de un largo viaje, a una casa calentita y cómoda.

JONES, Lloyd. El señor Pip. Barcelona: Salamandra, 2008. 253 p. ISBN 978-84-9838-179-5.
JONES, Lloyd. El senyor Pip. Barcelona: La Magrana [etc.], 2008. 247 p. ISBN 978-84-9867-262-6.


6 comentarios:

Cristina dijo...

¡Hala! Pues lo había visto por ahí pero sin prestarle mucha atención y sin embargo lo que cuentas me ha gustado muchísimo. Gracias por el descubrimiento: a la lista que va.

roberta dijo...

Me uno a Cristina, lo tengo en la librería y pese a todo no le había hecho mucho caso. Gracias por la reseña: ¡ya está anotado!

roberta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
bravecoast dijo...

vaya, puede resultar interesante. también me gusta ese paralelismo mundo real/ficticio, es algo que he llevado conmigo siempre. y el contexto de la historia (la madre, la guerrilla...) puede dar mucho de si. pensaré seriamente en leerlo.
por cierto, la matilda de dahl no me gustó, y sus libros infantiles me parecen cuanto menos inquietantes.

Olivia_p dijo...

como Cristina te digo que con lo que cuentas ya dan ganas de leerlo, miraré por mi biblioteca

Arantxa dijo...

Es un libro tierno, lleno de sensibilidad, original y con un protagonista mágico: el Sr.Watts. Tanto el contenido como el estilo de la obra son estupendos.